Desde siempre, los ciegos han utilizado un bastón o un palo para identificar obstáculos e identificar el tipo de suelo para poderse desplazar de forma más segura. Esto no hay sido una tarea fácil, sobre todo si se desconoce el lugar.
Un estudiante israelí diseño la solución más sofisticada en la competencia innovision 2010 celebrada en el instituto Hadassa.
Se trata de un dispositivo de detención de movimiento, llamado Auxiliar para ciegos, que incluye 4 cámaras de alta definición, un GPS y un sistema de sonido, que funcionan alternativamente para indicar al usuario, los obstáculos a evitar y la ruta del camino, para llegar a un lugar deseado.
Los miembros del jurado para la competencia elogiaron al estudiante y desde ya el novedoso invento ha ganado reconocimiento internacional, sólo se espera el éxito en la búsqueda de inversionistas para este prototipo.

Ver video