Contáctenos
Tarifas Publicidad
Quienes Somos
Mapa del sitio
Todos los títulos Tapa de papel Ediciones Anteriores
   SECCIONES
   Tapa
  Todos los Títulos
   Regionales
   Municipales
   Nacionales
   Políticas
   Economía
   Internacionales
   Deportes
   Cultura y Espectáculos
   Policiales y Judiciales
   Vida Cotidiana
   OPINIÓN
   Editorial
   Carta de Lectores
   Columnistas
   SUPLEMENTOS
   Rural
   Informática
   El Económico
   Cultural
   Energía
   Debates
   Hogar
   INFO
   Escríbanos
   SERVICIOS
   Guía del Ocio
   Cines
   RECEPTORIAS
   CLASIFICADOS
   NECROLOGICAS
   Contactos
   Contanos tu historia
   Tarifas Publicidad
  
 
 
 

 

Sábado 18 de junio de 2005
   Municipales

Tomarían medidas de fuerza para exigir suba salarial en Cipolletti

Los trabajadores municipales están dispuestos a endurecer el reclamo. El martes volverán a reunirse para resolver cómo continúan la lucha. Hablan de retención de servicios, paros y hasta posibles “escraches”. Ayer fueron a Trabajo y distribuyeron panfletos.

28_-1_p28
La dirigencia gremial distribuyó panfletos en dependencias municipales.

CIPOLLETTI (AC).- El reclamo no cesa. Ayer los municipales fueron a la delegación local de la secretaría de Trabajo para advertir que no aceptan la propuesta del Ejecutivo y cubrir los pasos legales para lanzar medidas de fuerza. Además, comenzaron a distribuir panfletos para que la comunidad también sepa por qué reclaman.

Los volantes los pegaron en dependencias municipales, como el área de Recaudaciones. "El salario digno de un obrero no es una variable de ajuste para dirigentes inescrupulosos, perversos y demagogos", escribieron.

Aclararon que el presentismo "no es incremento salarial" y que "el 25 por ciento de aumento en las asignaciones familiares es igual a 10 pesos por hijo, mientras que en la provincia es de 20 pesos. "El municipio está adherido a la ley provincial", enfatizaron.

Aprovecharon el comunicado para cuestionar el ingreso al municipio de algunos "familiares" de los funcionarios y también de una actitud de "amenaza" que lanzó el intendente en una nota que difundió el jueves, cuando presentó su propuesta de recomposición salarial.

"No es de esta democracia la incoherencia de amenazar con despidos y proponer trabajo para todos, como es el final del panfleto distribuido", afirmaron.

El comunicado del gobierno cerraba con la frase: "sin despido y trabajo para todos".

Ayer la dirigencia gremial se constituyó en la secretaría de Trabajo en la ciudad para dar a conocer el resultado de la asamblea del jueves por la noche.

En este encuentro, realizado horas después de que el intendente presentara su propuesta de recomposición, los municipales decidieron contestarle al Ejecutivo que lo planteado "no responde" a lo pedido. Ellos quieren 200 pesos de aumento en el básico, además de otras mejoras, mientras que el gobierno ofreció principalmente una recomposición en base al presentismo.

El martes, no el miércoles como acordaron en la asamblea, volverán a reunirse para definir qué hacer.

Evalúan tanto lanzar una retención de servicios, como un paro parcial o total y hasta "escraches" en las casas de los funcionarios.

Lo que surja de este encuentro será comunicado a la subsecretaría de Trabajo para recién después poner en práctica la medida de fuerza.

Se estima que el jueves o viernes de la semana próxima, cuando todos los pasos legales estén cubiertos, realizarían la protesta.

 

 

Buscador

Es una publicación de Editorial Rio Negro SA.Todos los derechos reservados
Copyright 2004