Martes 17 de setiembre de 2002
 

Un micro excedido en pasaje dejó 47 muertos al desbarrancar

 

Otras 26 personas resultaron heridas de distinta gravedad. Eran promesantes que habían ido a visitar a la Virgen del Valle. Es uno de los accidentes más graves de la historia argentina.

 
El escenario de la tragedia. Vegetación destrozada y partes del colectivo desperdigadas, como también cuerpos, fue el impresionante panorama que vieron los rescatistas al llegar el día.
CATAMARCA - Un total de 47 personas murió y otras 26 sufrieron heridas de diversa gravedad cuando el micro que los transportaba cayó en un precipicio de más de 100 metros de profundidad en la Cuesta el Totoral del departamento Paclín, a unos 60 kilómetros de la capital catamarqueña.
El accidente, que constituye la segunda tragedia en cuanto a cantidad de víctimas ocurridas en rutas argentinas en los últimos 20 años, provocó un gran dolor en las ciudades tucumanas de Concepción y Alberdi, de donde provenían los pasajeros del transporte.
El desbarrancamiento ocurrió antenoche a las 22 cuando el colectivo de la empresa Oyola regresaba con sus 73 pasajeros a la localidad tucumana de Concepción, luego de una jornada de turismo religioso en Catamarca, donde los fieles visitaron y cumplieron promesas a la Virgen del Valle.
El micro, comandado por José Luis Juárez, transitaba por la Cuesta el Totoral y en una pronunciada pendiente los frenos sufrieron un desperfecto, lo que motivó que el vehículo tomara una incontrolable velocidad y saliera de la ruta nacional 38, para luego desbarrancarse hacia el selvático precipicio.
Télam pudo confirmar en el lugar que a lo largo de los 300 metros de pendiente, paralelo a la ruta, que recorrió el colectivo antes de quedar apoyado en dos frondosos árboles, el vehículo fue esparciendo casi la totalidad de sus partes en el recorrido.
El vicegobernador Hernán Colombo confirmó que las víctimas fatales se discriminan entre 33 mujeres y 14 hombres. Además, de los 47 fallecidos, nueve son niños, acotó el funcionario.
Los 26 heridos, entre ellos tres menores en grave estado, se encuentran internados distribuidos en el Hospital San Juan Bautista y Hospital de Niños, de esta ciudad, y el Centro Asistencial de La Merced, en el departamento Paclín.
"Es evidente que el micro estaba excedido en su capacidad de pasajeros y además, por sus fallas mecánicas en los frenos, no estaba en condiciones de circular", dijo Colombo en una charla con los periodistas, mientras supervisaba las tareas de rescate y facilitaba los trámites oficiales para la atención médica de los heridos.
La jueza actuante, María de los Milagros Vega, dispuso la detención del chofer Juárez, quien de todos modos quedó internado en grave estado en el Hospital San Juan Bautista.
En tanto, el propietario del transporte, Raúl Oyola, debió ser internado víctima de una crisis nerviosa en una clínica de la localidad tucumana de Alberdi.

Versiones

Algunas versiones que circularon durante la jornada indicaron que la jueza Vega había pedido la captura de Oyola debido a que se sospecha que el ómnibus no contaba con la habilitación correspondiente y se sabe que al momento de la tragedia llevaba 20 pasajeros de más, pero la magistrada negó la especie.
Dentro de un inevitable cuadro de congoja y dolor, en la Morgue Municipal de esta ciudad, los familiares de los muertos comenzaron desde ayer de mañana a llegar desde la vecina provincia de Tucumán para el reconocimiento respectivo, y luego de los trámites legales se organizó un cortejo para el traslado de los cuerpos a la localidad de Concepción.
"Fue un cuadro muy horroroso ver cadáveres tirados por todos lados", y en algunos casos "atrapados por los hierros retorcidos", relató la jueza Vega al describir la tragedia en la Cuesta el Totoral.
Alrededor de las 14, el gobernador tucumano, Julio Miranda, y una extensa comitiva de funcionarios arribaron al escenario del accidente y luego se reunieron con su par local, Oscar Castillo, para coordinar las acciones vinculadas con el traslado de los cuerpos.
A su vez, y ante una consulta sobre la eventual falta de controles en los puestos camineros de la provincia, Castillo anunció que dio "estrictas directivas para que no se deje circular en las rutas de Catamarca a los vehículos que no reúnan las condiciones exigidas por las leyes de tránsito". (Télam, DyN)

Heridos e internados en los hospitales

La profundidad del barranco hizo que muertos y heridos debiesen ser izados prácticamente a pulso. Luego trajeron una grúa.
La siguiente es la lista elaborada por la policía provincial sobre personas heridas e internadas en los hospitales catamarqueños de La Merced, San Juan Bautista y el de Niños local. En base a esta nómina, hay 14 mayores internados, cuatro de ellos en terapia intensiva, otros seis a punto de recibir su alta médica en La Merced, y diez menores en el hospital de niños local.
En Terapia Intensiva se encuentran los pasajeros: Olga Espinoza; Luna Victoria; Manzur Blanca; Soberon Juan José.
En Emergencia Médica: Atencio Graciela; Chayle Nilda; Dellevilla Leticia; Figueroa Mario César; Guzmán Argentina del Valle; Lazarte Rosa; Lascano Dora; Rodríguez Olga, Villafañez Emmanuel y otro hombre de apellido Espinoza. En el hospital de La Merced, y a punto de conseguir su alta médica, permanecían ayer Wálter González, Federico González, Diego Morales, Luisiana Lezcano, Alcira Nievas y David Yalo.
En tanto, en el hospital de niños otros diez menores recibían cuidados médicos.
Una niña de 3 años, identificada como Rita Figueroa, logró sobrevivir a la caída del micro y se recuperaba en un hospital de la ciudad tucumana de Concepción, informaron fuentes médicas. "La pequeña está bien, no perdió el conocimiento en ningún momento y ya nos pidió una gaseosa", comentó en diálogo con Telám la jefa de la sala de pediatría, Norma Perea. (Télam, DyN)

"¡Me quedé sin frenos, agárrense!"

CATAMARCA (DyN) - Tres de los sobrevivientes del accidente en la Cuesta del Totoral en el que murieron 47 personas y otras 26 resultaron heridas relataron a DyN los momentos dramáticos que vivieron mientras caían por un barranco dentro de un ómnibus.
Wálter y Federico González, dos hermanos que viajaban sentados en las primeras butacas del colectivo y salieron despedidos cuando se produjo la caída, se mostraron conmocionados por la tragedia y aseguraron que todavía "ni sabemos cómo es que salimos del micro"Los González fueron los primeros en pedir ayuda a los automovilistas que pasaban por la zona y según Wálter, de 25 años, al principio "no quería pararse nadie, y me tuve que tirar en medio de la ruta para que se detuvieran" los automovilistas.
"Fueron poco menos de cinco minutos desde que el colectivo empezó a bajar hasta que caímos" especuló Wálter para luego destacar que "probablemente fue menos, pero en ese tiempo pasaron mil cosas".
Junto a su hermano de 14 años, González recordó que "cuando el colectivo comienza a bajar, los dos choferes comenzaron a tratar de meter los cambios para frenarlo. Nosotros nos dimos cuenta que algo pasaba y la gente comenzó a gritar".
"¡Frenalo por el amor de Dios, frenalo! Dios mío, que alguien lo frene", contó González que decían los pasajeros. Mientras tanto, el chofer vociferaba: "¡Me quedé sin frenos, me quedé sin frenos! Agarrense, que me quedé sin frenos".
A esa altura, el conductor era ayudado por el segundo chofer "para poner los cambios y lograr frenar el vehículo." "El que manejaba (presuntamente por Juan José Soberón) pisaba el freno con los dos pies, pero el colectivo seguía", sostuvo González al precisar que "el otro que manejaba (por José Luis Juárez) se paró al lado de él y entre los dos comenzaron a poner los cambios para tratar de frenar".
En tanto, otro de los pasajeros que logró salir vivo del accidente, Diego Morales, de 23 años, sostuvo que sintió como si el colectivo "se quedó sin aire y veníamos de bajada. La gente empezó a gritar, fue desesperante", acotó.
Morales precisó que se trataba de "un servicio contratado por la gente de Concepción. Habíamos pasado un día hermoso y en un momento después que el chofer empezó a decir "me quedé sin frenos agárrense", todos gritaban y se escuchaban quejidos

Otras desgracias con ómnibus argentinos

El micro desbarrancado en Catamarca que provocó la muerte de 47 personas se convirtió en uno de los accidentes más graves en los que están involucrados ómnibus argentinos.
El episodio ocurrido antenoche conmovió especialmente a la sociedad tucumana , sólo comparable con otro registrado en enero de 2000 cuando un ómnibus de Tucumán volcó y chocó en una ruta brasileña y provocó al menos 39 muertes y medio centenar de heridos.
Otro de los casos emblemáticos se registró el 9 de enero de 1993, con 56 personas muertas y 80 heridas, cuando dos colectivos de las empresas Lorecar y Horitur chocaron frontalmente y uno de ellos se incendió en la ruta 14, en las cercanías de la localidad correntina de Santo Tomé.
Los hechos más importantes de los últimos años son:
- 17 de abril de 1992: 32 muertos y 40 heridos fue el saldo de la colisión entre un ómnibus de la empresa Micromar y varios automóviles en el kilómetro 344 de la ruta 2, en jurisdicción de la localidad bonaerense de Coronel Vidal.
- 2 de enero de 1995: 13 personas murieron en la ruta 14, en la provincia de Corrientes, cuando un acoplado que se desprendió de un camión se incrustó en un ómnibus.
- 28 de diciembre de 1996: nueve personas murieron y 25 sufrieron heridas cuando un ómnibus que transportaba estudiantes chocó contra un camión en la localidad bonaerense de Laprida.
- 7 de marzo de 1997: 10 muertos y unos 78 heridos causó un choque múltiple protagonizado por tres ómnibus de pasajeros y un automóvil particular a la altura del kilómetro 96 de la ruta 12, en jurisdicción de la localidad bonaerense de Zárate.
- 5 de junio de 1997: 17 personas murieron y 16 resultaron heridas, al chocar un ómnibus de larga distancia y una camioneta Trafic, en la ruta nacional 9, a la altura de la localidad de Bell Ville.
- 21 de mayo de 1999: 20 personas murieron y otras cinco sufrieron heridas al chocar frontalmente, en la localidad puntana de Villa Mercedes, un ómnibus en el que viajaban miembros de dos sedes del Club de Leones en Entre Ríos contra un camión con acoplado cargado de calefactores.
- 12 de enero del 2000: 39 turistas argentinos murieron y otras 45 sufrieron heridas de distinta consideración cuando el micro de una empresa tucumana en el que viajaban volcó y luego fue chocado por un ómnibus brasileño, a 200 kilómetros de la ciudad brasileña de Camboriú, en el estado de Santa Catarina.
- 21 de agosto de 2001: 18 personas murieron y otras 16 resultaron heridas al incendiarse un micro luego de chocar contra un camión en el partido bonaerense de San Nicolás, en el kilómetro 232 de la autopista que une Rosario y Buenos Aires.
- 6 de enero de 2002: 16 personas murieron y otras 13 resultaron heridas cuando el micro en el que viajaban chocó de frente con un camión cargado de azúcar en la ruta nacional 34, a la altura de la localidad salteña de General Güemes. (Télam)

La nómina de fallecidos

La siguiente es la nómina de las personas fallecidas, distribuida por el gobierno provincial. De los cuarenta y siete cadáveres, sólo dos permanecen como NN porque no contaban con identificación.
Salomé del Valle Morienega de González, de 68 años; Mario Rubén Herrera, 70 años; Luis Lezcano, 39 años; Aurora Carmen Isa, 59 años; Valentino del Aguila García, 1 año; Francisco Antonio Alderete, 65 años; José Marcelo Carrizo, 70 años; Estela del Carmen Rodríguez de Palacio, 50 años; Agustín Facundo Reynoso Villafañe, 25 años; Valeria Jacquelin Reynoso; Toribia Antonia Olima; Antonia del Carmen Brizuela; Lucía Lastrina de Rabino; Ana María Andrada; María Hortensia Garzón; Sofía del Carmen Leguizamón; Manuel de Reyes Zurita; Delfina del Valle Ayosa; Nélida Beatriz Fernández; Blas Nazareno Romero; José Daniel Axe; Rosa Andrea Espinoza viuda de Chaile; Lilia Antonia del Valle Cásares; César Exequiel Huanco; Viviana del Valle Sánchez; Ivana González; Angélica Quinteros de Agüero; Ramona Crescencia Moreno de Juárez; María Delfín Moreno; Juliana Vázquez de Villafañe; María José Carrizo, de 11 años; Rosa Rabino; María del Carmen Fernández; Josefa Jesús Nieva de Villafañe; Cristian Villafañe; Hortensia del Valle Medina González; Guillermina San Juan de Fernández; Omar Domenech; María Amelia Maza; Lidia del Valle Fernández; Irma Yolanda Peralta; Antonia del Carmen Tula, 88 años; Héctor Caldente; Elsa del Carmen Toledo; Ruth Zurita.

   
    ® Copyright Río Negro Online - All rights reserved    
     
Tapa || Economía | Políticas | Regionales | Sociedad | Deportes | Cultura || Todos los títulos | Breves ||
Ediciones anteriores | Editorial | Artículos | Cartas de lectores || El tiempo | Clasificados | Turismo | Mapa del sitio
Escríbanos || Patagonia Jurásica | Cocina | Guía del ocio | Informática | El Económico | Educación